• Las redes de calor distrital permiten suministrar energía térmica, la cual puede ser usada para calefacción, para agua caliente sanitaria y para procesos industriales, entre otros. La tecnología permitiría reemplazar las fuentes de combustión fósil para suministrar calor en hogares e industrias.

Gracias a un proyecto Crea y Valida financiado por CORFO, la Fundación Fraunhofer Chile y su Centro de Tecnologías para Energía Solar anunció el inicio de un estudio científico que permitirá determinar las demandas de calefacción y agua caliente a nivel nacional en los sectores residencial, comercial y público (Calor Distrital), así como las demandas de agua caliente y vapor para el sector industrial (SHIP); a través de un modelo físico - matemático a perfeccionar durante el proyecto.

“Mediante este proyecto - que hemos denominado “ANCESTRAL” - como Fraunhofer Chile queremos identificar a nivel país cuáles son los clientes con mayor potencial para desarrollar proyectos de tipo SHIP y también, las mejores zonas geográficas dentro de comunas para desarrollar proyectos de tipo calor distrital. Con esta información podríamos ofrecer servicios de ingeniería más avanzados a clientes industriales y municipalidades, teniendo ya un resultado a nivel de potencial y sabiendo de antemano que serán proyectos rentables”, explicó el Ingeniero Investigador de Sistemas Solares Térmicos y Coordinador del Proyecto, Iván Muñoz Hernández.

Muñoz destacó que este proyecto puede lograr un alto impacto tanto a nivel público como privado, ya que las redes de calor distrital contribuyen a descarbonizar mediante tecnologías limpias hogares y zonas residenciales.

Por su parte, Frank Dinter, Director Ejecutivo de Fraunhofer Chile destacó que “Hoy en el país no contamos con una herramienta para identificar los potenciales proyectos a desarrollar en SHIP y Calor Distrital. Por ello, los consumidores finales (industrias, residencias, hospitales, colegios, etc.) deben lidiar con los costos variables de los combustibles fósiles; por ejemplo, con la sostenida alza del valor de combustibles, y con los riesgos de operación y mantenimiento asociados a los sistemas térmicos convencionales. Si lográsemos implementar proyectos nacionales de calor distrital y utilizar calor solar en procesos industriales, estaríamos en mejores condiciones para alcanzar las metas nacionales de descarbonización”.

Alineación con Estrategia Nacional

Cabe destacar que la Estrategia Nacional de Calor y Frío espera que los consumos energéticos para generar calor y frío provengan en un 45% de energéticos sustentables al 2030 y en un 80% al 2050. En contraparte, se estima que 2417 MM USD fueron atribuibles a costos sociales el año 2017 a la presencia de material particulado en el aire del país, el cual proviene en un 80% de la quema de leña residencial utilizada para calefacción en la zona centro-sur del país, la cual ocasiona más de 3500 muertes prematuras al año. El uso de Calor Distrital permitiría descarbonizar la matriz de este tipo de consumos al incluir energías renovables en la generación de calor, alineándose con la estrategia nacional y permitiendo mejorar considerablemente la calidad de vida de las personas.

“En ANCESTRAL también buscamos estudiar el potencial de integración de calor solar para procesos industriales en cada industria con las demandas identificadas, área en la que ya hemos desarrollado algunos avances como Centro de Energía Solar a través de nuestros proyectos Guayacán, Jucosol y otros proyectos privados. En un país como Chile con el mayor recurso solar en el mundo es fundamental para la descarbonización industrial ir avanzando en implementación de tecnologías solares térmicas en sustitución de combustibles como el petróleo y el gas” destacó Iván Muñoz.

Asimismo, en la etapa “Valida” proyecto contempla el desarrollo de un caso de estudio práctico en una comuna de la región Metropolitana, para poder validar el nivel de precisión de los modelos y estudios desarrollados a nivel de potencial, tanto para proyectos tipo SHIP y calor distrital.

Revisa la nota publicada en Diario Financiero